Lunes, marzo de 14 2011 17: 21

Peligros químicos

Valora este artículo
(Vote 1)

Combustibles y aceites para máquinas portátiles

Las máquinas forestales portátiles, como las motosierras, las desbrozadoras y las máquinas móviles, son fuentes de emisiones de escape de gasolina en las operaciones de tala. La gasolina contiene principalmente hidrocarburos aromáticos (incluyendo hasta un 5% de benceno en algunos países) y alifáticos, aditivos y algunas impurezas. Durante la estación fría, la gasolina contiene hidrocarburos más livianos y de fácil evaporación que durante la estación cálida. Los aditivos son compuestos orgánicos de plomo, alcoholes y éteres que se utilizan para aumentar el octanaje de la gasolina. En muchos casos, el plomo ha sido totalmente reemplazado por éteres y alcoholes.

Las máquinas portátiles utilizadas en la silvicultura son propulsadas por motores de dos tiempos, donde se mezcla aceite lubricante con gasolina. Los aceites lubricantes, así como los aceites para cadenas, son aceites minerales, aceites sintéticos o aceites vegetales. La exposición a la gasolina, la lubricación y el aceite de la cadena puede ocurrir durante la mezcla de combustible y el llenado, así como durante la tala. Los combustibles también son un peligro de incendio, por supuesto, y requieren un almacenamiento y manipulación cuidadosos.

Los aerosoles de aceite pueden crear riesgos para la salud, como irritación de las vías respiratorias superiores y los ojos, así como problemas en la piel. Se estudió la exposición de los leñadores a los aerosoles de aceite durante la tala manual. Se investigaron tanto los aceites minerales como los vegetales. La exposición de los trabajadores forestales a los aerosoles de aceite fue en promedio de 0.3 mg/m3 para el aceite mineral y menos aún para el aceite vegetal.

La mecanización del trabajo forestal está aumentando rápidamente. Las máquinas en operaciones madereras utilizan grandes cantidades de fuel oil, lubricantes y aceites hidráulicos en sus motores y sistemas hidráulicos. Durante las operaciones de mantenimiento y reparación, las manos de los operadores de las máquinas están expuestas a lubricantes, aceites hidráulicos y aceites combustibles, que pueden causar dermatitis irritantes. Aceites minerales con hidrocarburos de cadena corta (C14-C21) son los más irritantes. Para evitar la irritación, la piel debe protegerse del contacto con el aceite mediante guantes protectores y una buena higiene personal.

 

Gases de escape

El principal componente de los gases de escape de las motosierras es la gasolina sin quemar. Por lo general, alrededor del 30% de la gasolina consumida por un motor de motosierra se emite sin quemar. Los principales componentes de las emisiones de escape son los hidrocarburos, que son los componentes típicos de la gasolina. Entre ellos se suelen identificar los hidrocarburos aromáticos, en particular el tolueno, pero se encuentra incluso el benceno. Algunos de los gases de escape se forman durante la combustión, y el principal producto tóxico entre ellos es el monóxido de carbono. Como resultado de la combustión también se producen aldehídos, principalmente formaldehído y óxidos de nitrógeno.

En Suecia se ha estudiado la exposición de los trabajadores a los gases de escape de las motosierras. La exposición del operador a los gases de escape de las motosierras se evaluó en varias situaciones de tala. Las mediciones no revelaron diferencias en los niveles promedio de exposición al iniciar sesión en presencia o ausencia de nieve. Sin embargo, la operación de tala da como resultado altos niveles de exposición a corto plazo, especialmente cuando la operación se realiza mientras hay nieve profunda en el suelo. Se considera que esta es la causa principal de las molestias experimentadas por los madereros. Los niveles de exposición promedio para los madereros dedicados únicamente a la tala fueron el doble que los de los cortadores que también realizan el desrame, el tronzado y el arrastre manual de la madera. Estas últimas operaciones implicaron una exposición considerablemente menor. Los niveles promedio típicos de exposición son los siguientes: hidrocarburos, 20 mg/m3; benceno, 0.6 mg/mXNUMX3; formaldehído, 0.1 mg/m3; monóxido de carbono, 20 mg/mXNUMX3.

Estos valores están claramente por debajo de los valores límite de exposición ocupacional de 8 horas en los países industrializados. Sin embargo, los madereros a menudo se quejan de irritación de las vías respiratorias superiores y de los ojos, dolor de cabeza, náuseas y fatiga, lo que puede explicarse, al menos en parte, por estos niveles de exposición.

Pesticidas y herbicidas

Los plaguicidas se utilizan en los bosques y viveros forestales para el control de hongos, insectos y roedores. Las cantidades totales utilizadas son típicamente pequeñas en comparación con el uso agrícola. En los bosques, los herbicidas se utilizan para controlar la maleza de madera dura, las malas hierbas y la hierba en los rodales jóvenes de árboles jóvenes de madera blanda. Para ello se utilizan herbicidas fenoxi, glifosato o triazinas. Para necesidades puntuales también se pueden utilizar insecticidas, principalmente compuestos organofosforados, compuestos organoclorados o piredroides sintéticos. En los viveros forestales, los ditiocarbamatos se usan regularmente para proteger las plántulas de madera blanda contra los hongos de los pinos. En la tabla 1980 se proporciona una descripción general de los productos químicos utilizados en Europa y América del Norte en la década de 1. Muchos países han tomado medidas para encontrar alternativas a los pesticidas o para restringir su uso. Para obtener más detalles sobre la química, los síntomas químicos de la intoxicación y el tratamiento, consulte la sección de productos químicos de este Enciclopedia.

Cuadro 1. Ejemplos de productos químicos utilizados en la silvicultura en Europa y América del Norte en la década de 1980.

Clave

Química​

Fungicidas

Benomyl, Borax, Carbendazim, Clorotalonil, Dicropropeno, Endosulfaani, Gamma-HCH, Mancozeb, Maneb, Bromuro de metilo, Metiram, Thiuram, Zineb

Control del juego

Acetato de polivinilo

Control de daños del juego

Tiram

repelentes de caza

Aceite de pescado, aceite de resina

Herbicidas

Alcohol alílico, Cianacina, Dachtal, Dalapon, Dicamba, Diclobenil, Diurón, Fosamina, Glifosato, Hexazinona, MCPA, MCPB, Mecoprop (MCPP), MSMA, Oxifluorten, Paraquat, Fenoxi herbicidas (p. ej., 2,4,5-T*, 2,4-D), picloram, pronoamida, simazina, azufre, TCA, terbuthiuron, terbutilazina, triclopir, trifluralina

Insecticidas

azinfos, Bacilo de thuringiensBendiocarpanato, carbarilo, cipermetrina, deltametrina, diflubenzurón, dibromuro de etileno, fenitrotión, fenvalerato, lindano, lindano+promecarb, malatión, paratión, paratiónmetilo, piretrina, permetrina, propoxur, propizamida, tetraclorfinos, triclorfón

Los pesticidas

Captán, clorpirifos, diazinón, metalixil, napropamida, setoxidim, traiadimefon, cianuro de sodio (conejos)

Rodenticidas

Fosfuro de aluminio, Estricnina, Warfarina, Fosfuro de zinc, Ziram

esterilizante de suelos

Dasomet

Protección de tocones

Urea

Combustibles y aceites

Aceites minerales, aceites sintéticos, aceites vegetales, gasolina, gasóleo

Otros productos químicos

Fertilizantes (p. ej., urea), disolventes (p. ej., éteres de glicol, alcoholes de cadena larga), Desmetrina

* Restringido en algunos países.

Fuente: Adaptado de Patosaari 1987.

Se utiliza una amplia variedad de técnicas para la aplicación de pesticidas a su objetivo previsto en bosques y viveros forestales. Los métodos comunes son la fumigación aérea, la aplicación desde equipos impulsados ​​por tractores, la fumigación con mochila, la fumigación ULV y el uso de rociadores conectados a sierras de cepillo.

El riesgo de exposición es similar al de otras aplicaciones de plaguicidas. Para evitar la exposición a pesticidas, los trabajadores forestales deben usar equipo de protección personal (EPP) (por ejemplo, gorra, overoles, botas y guantes). Si se aplican pesticidas tóxicos, también se debe usar un dispositivo respiratorio durante las aplicaciones. El EPP efectivo a menudo conduce a la acumulación de calor y sudoración excesiva. Las aplicaciones deben planificarse para las horas más frescas del día y cuando no haga demasiado viento. También es importante lavar todos los derrames inmediatamente con agua y evitar fumar y comer durante las operaciones de rociado.

Los síntomas causados ​​por la exposición excesiva a los pesticidas varían mucho según el compuesto utilizado para la aplicación, pero la exposición ocupacional a los pesticidas suele causar trastornos de la piel. (Para una discusión más detallada de los pesticidas usados ​​en la silvicultura en Europa y América del Norte, ver FAO/ECE/ILO 1991.)

Otros

Otros productos químicos comúnmente utilizados en el trabajo forestal son los fertilizantes y colorantes utilizados para marcar la madera. El marcado de la madera se realiza con un martillo marcador o con una botella rociadora. Los colorantes contienen éteres de glicol, alcoholes y otros disolventes orgánicos, pero el nivel de exposición durante el trabajo es probablemente bajo. Los fertilizantes utilizados en la silvicultura tienen baja toxicidad y su uso rara vez representa un problema de higiene ocupacional.

 

Atrás

Leer 7226 veces Ultima modificacion el Miércoles, agosto 03 2011 20: 34

" EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD: La OIT no se responsabiliza por el contenido presentado en este portal web que se presente en un idioma que no sea el inglés, que es el idioma utilizado para la producción inicial y la revisión por pares del contenido original. Ciertas estadísticas no se han actualizado desde la producción de la 4ª edición de la Enciclopedia (1998)."

Contenido

Referencias Forestales

Apud, E, L Bostrand, I Mobbs y B Strehlke. 1989. Directrices sobre estudios ergonómicos en silvicultura. Ginebra: OIT.

Apud, E y S Valdés. 1995. Ergonomía Forestal—El Caso Chileno. Ginebra: OIT.

Banister, E, D Robinson y D Trites. 1990. Ergonomía de la plantación de árboles. Acuerdo de desarrollo de recursos forestales entre Canadá y Columbia Británica, FRDA Report 127. Victoria, BC: FRDA.

Marrón, GW. 1985. Silvicultura y Calidad del Agua. Corvallis, Oregón: Librerías Inc. de la Universidad Estatal de Oregón (OSU).

Chen, KT. 1990. Accidentes madereros: un problema emergente. Sarawak, Malasia: Unidad de Salud Ocupacional, Departamento Médico.

Dummel, K y H Branz. 1986. “Holzernteverfahren”, Schriften Reihefdes Bundesministers für Ernätrung, Handwirtschaft und Forsten. Reihe A: Landwirtschafts verlag Münster-Hiltrup.

Durnin, JVGA y R Passmore. 1967. Energía, Trabajo, Ocio. Londres: Heinemann.

Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO). 1992. Introducción a la ergonomía en la silvicultura en los países en desarrollo. Documento Forestal 100. Roma:FAO.

—. 1995. Silvicultura—Estadísticas de hoy para mañana. Roma: FAO.

—. 1996. Código modelo de prácticas de aprovechamiento forestal de la FAO. Roma: FAO.

FAO/CEPE/OIT. 1989. Impacto de la Mecanización de las Operaciones Forestales en el Suelo. Actas de un seminario, Louvain-la-neuve, Bélgica, 11 a 15 de septiembre. Ginebra: Comité Conjunto FAO/CEPE/OIT sobre Tecnología, Ordenación y Capacitación Forestales.

—. 1991. El uso de plaguicidas en la silvicultura. Actas de un seminario, Sparsholt, Reino Unido, 10 a 14 de septiembre de 1990.

—. 1994. Interacciones entre suelo, árboles y máquinas, FORSITRISK. Actas de un taller y seminario interactivo, Feldafiraf, Alemania, del 4 al 8 de julio. Ginebra: Comité Conjunto FAO/CEPE/OIT sobre Tecnología, Ordenación y Capacitación Forestales.

—. 1996a. Manual sobre Daño Forestal Agudo. Documentos de debate de la CEPE/ONU/FAO ECE/TIM/DP/7, Nueva York y Ginebra: Comité Conjunto FAO/CEPE/OIT sobre Tecnología, Ordenación y Capacitación Forestales.

—. 1996b. Habilidades y capacitación en silvicultura: resultados de una encuesta de países miembros de la CEPE. Ginebra: Comité Conjunto FAO/CEPE/OIT sobre Tecnología, Ordenación y Capacitación Forestales.

FAO/OIT. 1980. Motosierras en Bosques Tropicales. Serie de Capacitación Forestal No. 2. Roma: FAO.

Gellerstedt, S. 1993. Trabajo y Salud en el Trabajo Forestal. Gotemburgo: Universidad Tecnológica de Chalmers.

Giguère, D, R Bélanger, JM Gauthier y C Larue. 1991. Étude préliminaire du travail de reboisement. Informe IRSST B-026. Montreal: IRSST.

—. 1993. Aspectos ergonómicos de la plantación de árboles utilizando tecnología de macetas múltiples. Ergonomía 36(8):963-972.

Golsse, JM. 1994. Lista de verificación ergonómica revisada de FERIC para maquinaria forestal canadiense. Pointe Claire: Instituto de Investigación de Ingeniería Forestal de Canadá.

Haile, F. 1991. Mujeres transportadoras de leña en Addis Abeba y el bosque periurbano. Investigación sobre mujeres en el transporte de leña en Addis Abeba, Etiopía ETH/88/MO1/IRDC y ETH/89/MO5/NOR. Informe del proyecto. Ginebra: OIT.

Harstela, P. 1990. Posturas de trabajo y tensión de los trabajadores en el trabajo forestal nórdico: una revisión selectiva. Int J Ind Erg 5:219–226.

Organización Internacional del Trabajo (OIT). 1969. Seguridad y Salud en el Trabajo Forestal. Un Repertorio de recomendaciones prácticas de la OIT. Ginebra: OIT.

—. 1988. Pesos Máximos en Levantamiento y Transporte de Carga. Servicio de Seguridad y Salud en el Trabajo, núm. 59. Ginebra: OIT.

—. 1991. Seguridad y salud en el trabajo en la silvicultura. Informe II, Comité de Industrias Forestales y de la Madera, Segunda Sesión. Ginebra: OIT.

—. 1997. Código de prácticas sobre seguridad y salud en el trabajo forestal. MEFW/1997/3. Ginebra: OIT.

—. 1998. Código de prácticas sobre seguridad y salud en el trabajo forestal. Ginebra: OIT.

Organización Internacional de Normalización (ISO). 1986. Equipo para trabajar el suelo: ROPS: pruebas de laboratorio y especificaciones de rendimiento. Norma ISO 3471-1. Ginebra: ISO.

Jokulioma, H y H Tapola. 1993. Seguridad y salud de los trabajadores forestales en Finlandia. Unasylva 4(175):57–63.

Juntunen, ML. 1993. Capacitación de operaciones de cosechadoras en Finlandia. Presentado en seminario sobre el uso de maquinaria y equipo multifuncional en operaciones de tala. Olenino Logging Enterprise, región de Tvor, Federación Rusa, 22 a 28 de agosto.

—. 1995. Operador profesional de cosechadoras: Conocimientos y habilidades básicos de la capacitación. ¿Habilidades operativas de la vida laboral? Presentado en el XX Congreso Mundial de IUFRO, Tampre, Finlandia, del 6 al 12 de agosto.

Kanninen, K. 1986. La ocurrencia de accidentes laborales en las operaciones madereras y los objetivos de las medidas preventivas. En las actas de un seminario sobre salud ocupacional y rehabilitación de trabajadores forestales, Kuopio, Finlandia, 3–7 de junio de 1985. Comité Conjunto FAO/CEPE/OIT sobre Técnicas de Trabajo Forestal y Capacitación de Trabajadores Forestales.

Kastenholz, E. 1996. Sicheres Handeln bei der Holzernteuntersuchung von Einflüssen auf das Unfallgeschehen bei der Waldarbeit unter besonderer Berücksichtigung der Lohnform. Tesis doctoral. Friburgo, Alemania: Universidad de Friburgo.

Kantola, M y P Harstela. 1988. Manual sobre Tecnología Apropiada para Operaciones Forestales en Países en Desarrollo, Parte 2. Programa de Capacitación Forestal Publicación 19. Helsinki: Junta Nacional de Educación Vocacional.

Kimmins, H. 1992. Acta de Equilibrio—Asuntos Ambientales en la Silvicultura. Vancouver, BC: Prensa de la Universidad de Columbia Británica.

Lejhancova, M. 1968. Daños en la piel causados ​​por aceites minerales. Procovni Lekarstvi 20(4):164–168.

Lidén, E. 1995. Contratistas de máquinas forestales en la silvicultura industrial sueca: significado y condiciones durante 1986–1993. Informe del Departamento de Eficiencia Operacional No. 195. Universidad Sueca de Ciencias Agrícolas.

Ministerio de Desarrollo de Habilidades. 1989. Operador de cortadora-arrastrador: Estándares de capacitación basados ​​en competencias. Ontario: Ministerio de Desarrollo de Habilidades.

Moos, H y B Kvitzau. 1988. Reentrenamiento de trabajadores forestales adultos que ingresan a la silvicultura desde otra ocupación. En Actas del Seminario sobre el Empleo de Contratistas Forestales, Loubières, Francia, 26-30 de septiembre de 1988. Loubiéres: Comité Conjunto FAO/CEPE/OIT sobre Técnicas de Trabajo Forestal y Capacitación de Trabajadores Forestales.

National Proficiency Test Council (NPTC) y Scottish Skill Testing Service (SSTS). 1992. Programa de Normas para Motosierras. Warwickshire, Reino Unido: NPTC y SSTS.

—. 1993. Certificados de Competencia en Operación de Motosierra. Warwickshire, Reino Unido: National Proficiency Tests Council y Scottish Skills Testing Service.

Patosaari, P. 1987. Sustancias químicas en la silvicultura: peligros para la salud y protección. Informe para el Comité Conjunto FAO/CEPE/OIT sobre Técnicas de Trabajo Forestal y Capacitación de Trabajadores Forestales, Helsinki (mimeografiado).

Bolita. 1995. Rapport d'étude: L'analyse de l'accident par la méthode de l'arbre des cause. Luzern: Schweizerische Unfallversicherungsanstalt (SUVA) (mimeo).

Powers, RF, DH Alban, RE Miller, AE Tiarks, CG Wells, PE Avers, RG Cline, RO Fitzgerald y JNS Loftus. 1990.
Mantenimiento de la productividad del sitio en los bosques de América del Norte: problemas y perspectivas. En Sustained Productivity of Forest Soils, editado por SP Gessed, DS Lacate, GF Weetman y RF Powers. Vancouver, BC: Publicación de la Facultad de Silvicultura.

Robinson, DG, DG Trites y EW Banister. 1993. Efectos fisiológicos del estrés laboral y la exposición a pesticidas en la plantación de árboles por trabajadores de silvicultura de Columbia Británica. Ergonomía 36(8):951–961.

Rodero, F. 1987. Nota sobre siniestralidad en incendios forestales. Madrid, España: Instituto Nacional para la Conservación de la Naturaleza.

Saarilahti, M y A Asghar. 1994. Estudio sobre la plantación de invierno de pino chir. Documento de investigación 12, proyecto de la OIT, Pakistán.
Skoupy, A y R Ulrich. 1994. Dispersión de aceite lubricante de cadena en motosierras unipersonales. Forsttechnische Information 11:121–123.

Skyberg, K, A Ronneberg, CC Christensen, CR Naess-Andersen, HE Refsum y A Borgelsen. 1992. Función pulmonar y signos radiográficos de fibrosis pulmonar en trabajadores expuestos al petróleo en una empresa de fabricación de cables: un estudio de seguimiento. Brit J Ind Med 49(5):309–315.

Slappendel, C, I Laird, I Kawachi, S Marshal y C Cryer. 1993. Factores que afectan las lesiones relacionadas con el trabajo entre los trabajadores forestales: una revisión. J Saf Res 24:19–32.

Smith, TJ. 1987. Características ocupacionales del trabajo de plantación de árboles. Revista Silvicultura II(1):12–17.

Sozialversicherung der Bauern. 1990. Extractos de las estadísticas oficiales de Austria presentadas a la OIT (sin publicar).

Staudt, F. 1990. Ergonomics 1990. Proceedings P3.03 Ergonomics XIX World Congress IUFRO, Montreal, Canadá, agosto de 1990. Países Bajos: Departamento de Silvicultura, Sección Técnica Forestal y Ciencia de la Madera, Universidad Agrícola de Wageningen.

Sjernberg, EI. 1988. Un estudio de las operaciones de plantación manual de árboles en el centro y este de Canadá. Informe técnico FERIC TR-79. Montreal: Instituto de Investigación de Ingeniería Forestal de Canadá.

Stolk, T. 1989. Gebruiker mee laten kiezen uit persoonlijke beschermingsmiddelen. Tuin & Landschap 18.

Strehlke, B. 1989. El estudio de los accidentes forestales. En Guidelines on Ergonomic Study in Forestry, editado por E Apud. Ginebra: OIT.

Trites, DG, DG Robinson y EW Banister. 1993. Tensión cardiovascular y muscular durante una temporada de plantación de árboles entre los trabajadores de la silvicultura de la Columbia Británica. Ergonomía 36(8):935–949.

Udo, ES. 1987. Condiciones de trabajo y accidentes en las industrias madereras y aserradoras de Nigeria. Informe para la OIT (inédito).

Wettman, O. 1992. Securité au travail dans l'exploitation forestière en Suisse. En Actas de FAO/ECE/ILO del Seminario sobre el Futuro de la Fuerza Laboral Forestal, editado por FAO/ECE/ILO. Corvallis, Oregón: Prensa de la Universidad Estatal de Oregón.